Hay tres tipos de gráficos que los operadores utilizan en función del tipo de información que necesiten. Estos tipos de gráficos incluyen gráficos de líneas, gráficos de barras, gráficos de velas, y gráficos de punto y figura.

Gráficos de líneas

Los gráficos de líneas representan solo los precios de cierre a lo largo de un periodo de tiempo determinado. Aunque este tipo de gráfico no proporciona un conocimiento profundo de los movimientos de precios, muchos inversores consideran que los precios de cierre son más importantes que los de apertura en un periodo de tiempo concreto. Los gráficos de líneas también permiten seguir tendencias más fácilmente.


Gráficos de barras

Los gráficos de barras se consideran una extensión de los gráficos de líneas, ya que añaden el intervalo de precios diarios de apertura, cierre, máximo y mínimo. El gráfico se compone de una serie de líneas verticales que representan el rango de precios para un periodo de tiempo determinado con una raya horizontal a cada lado que representa los precios de apertura y cierre.


Gráficos de velas

Al igual que los gráficos de barras, los gráficos de velas tienen una línea vertical que muestra el rango de precios para un periodo de tiempo determinado y que se colorea de forma diferente cuando la acción termina más arriba o más abajo. La diferencia con el gráfico de barras reside en un rectángulo que representa la diferencia entre los precios de apertura y cierre.